Más salud en 2017

By enero 30, 2017Salud Integral
propositos

Buenos propósitos para 2017

¡Todos los años lo mismo! Cada vez a principios del año después de 365 días se repite el deseo de remodelar la vida. Reflexionamos sobre nosotros mismos y aspiramos a un cambio. Entre los propósitos más típicos y más deseados cuenta sobre todo un estilo de vida más sano. Recurrentes clásicos son las intenciones de practicar más deporte, consumir menos alcohol, ningún cigarro más, perder unos kilitos y planear una alimentación más sana. Tan fácil suena y rápidamente están tomados los propósitos, pero lamentablemente también tan pronto olvidado.

Mejorar la alimentación

Elegir un camino de vida más sano siempre es un buen planteamiento y no solamente a comienzos del año. Reestructurar la rutina diaria y quizás cambiar los hábitos por supuesto forma parte de conseguir el objetivo. Nos viene bien integrar pequeñas variaciones en nuestro día a día y mejorar así nuestro bienestar. Además, incluye una alimentación equilibrada y variada con abundante fruta y verdura. En la transición para adaptarse a alimentos más sanos puede ayudar un planing pegado en la nevera, donde fijamos nuestro propósito de forma escrita y que nos sirven de memoria. Si te salen antojos de comer chocolate o patatas fritas entretanto tampoco es para nada grave. Situaciones excepcionales hay que tener en cuenta y no hay que ser muy severo.

Despacio, pero en buena forma

Actividades físicas no pueden faltar en nuestra lista de propósitos, ya que nos mantiene sano y sobre todo con un buen humor. El ejercicio físico estimula el metabolismo y fortaleza a la vez nuestro sistema inmunológico. Movimiento se repercute positivamente en nuestra concentración y nos permite dormir mejor por la noche, puesto que estamos relajados. Con abundante motivación deberíamos proponernos nuestras metas deportivas o motivarnos       nosotros mismos con una recompensa cuando logramos pequeños éxitos parciales. Encontramos por ejemplo apoyo en el club deportivo por parte del entrenador o por los compañeros mismos. Importante es no elegirse una mira muy alta. Quien camina despacio llega finalmente también a su destino.

Simplemente desconectar

Si estas atrapado a veces en situaciones de estrés y te sientes tenso deberías a más tardar ahora en el nuevo año, evitar situaciones agobiantes y por lo contrario intentar aprender técnicas de relajación.  Incluso quedarse a veces offline, apagar el ordenador y dejar el móvil aparte puede venirnos bien y distraernos. Largos paseos en la naturaleza, más tiempo para nosotros y sobre todo reírse mucho ayudan en superar el estrés.

Aguantar firmemente

Por su puesto no es nada fácil de transformar los propósitos en realidad y dejarles correr en nuestro nuevo camino de vida. El destino debe que estar expresado de modo concreto y el cambio bien pensado para no fracasar. Con el futuro éxito soñado y con las modificaciones delante de los ojos, sale más fácil llevarlo a la práctica. Solamente hay que tener voluntad.